Escríbeme!!!

¿Sugerencias? ¿Comentarios? ¿Quieres venderme algo o cyber-acosarme? Escríbeme a plagiando.a.mi.alter.ego@gmail.com

lunes, 9 de junio de 2014

Crónicas Felinas XCIV: El maquiavelismo me quita el sueño

Marrameowww!!!

Desde que tuve mi afección digestiva, la bruja y el consorte están especialmente atentos a lo que como o dejo de comer. Me pesan el pienso en una balanza para darme la cantidad de gramos exacta indicada en el paquete y vigilan que en el transcurso de veinticuatro horas me lo haya zampado todo.

Como tengo una especial afición a esto de volverlos locos y desconcertarlos lo máximo posible, a veces me como toda la ración sin dejar una sola migaja y a veces no. Lo que más me divierte es dejar tres o cuatro granos, que es como darles un mensaje de "la verdad es que no me costaría nada terminármelo pero prefiero dejar un poco sólo por fastidiar y también, por qué negarlo, por si acaso se os va la olla y no me reponéis el pienso, que siempre es mejor dejar algo en reserva por si vienen las vacas flacas". Evidentemente, lo de comer bien y comer regular lo hago en días alternos. De esta manera, el día que como bien les quito la preocupación del día anterior y les hago pensar que las aguas han vuelto a su cauce para así poder preocuparlos nuevamente al día siguiente, en el que volveré a comer mal y de esta manera poder continuar en un bucle infinito de trastornos alimentarios desenfrenados.

Como ya os comentaba durante mi convalecencia, tenía que idear un plan para tenerlos pendientes de mí y parece que con esto he dado con la tecla. Es un método perfecto para que estén todo el día vigilándonos (a mí y al platito). Llegan a tales límites que, cuando ven que se va a acercando peligrosamente la hora de servir una nueva ración, se empeñan en que me termine lo que me queda y me tiran granitos para que los persiga y me los coma en lo que consideran una actividad lúdica con la que voy a morir de placer. Debo reconocer que sí, que la cosa me divierte pero no ya tanto por las carrerillas en pos del alimento sino por la de payasadas que están dispuestos a hacer con tal de que yo me meta otra croquetilla de ésas entre pecho y espalda. Así que, como veis, mis aviesas intenciones de tenerlos a mi merced marchan viento en popa. No obstante, creo que su nivel de tontería tiene un límite y están empezando a sospechar que los vacilo a base de bien, lo cual no es demasiado útil para mis oscuros propósitos. Voy a tener que cambiar de estrategia antes de que espabilen (porque les cuesta pero, a la larga, espabilan) y dejen de hacerme caso definitivamente.

Así que mi vida anda bastante ajetreada. No he tenido tiempo de terminar de urdir un plan maléfico que ya tengo que estar pensando en otro y así no hay quien eche sus veintisiete siestas diarias en paz y tranquilidad. Uno necesita dormir, como poco, dieciocho horas y así ando dando tumbos por la falta de sueño.

Un sinvivir.

Prrrrrr.

46 comentarios:

  1. Ay Forlancito!
    Tu duerme, que eso es lo más importante. Y luego ya, vacilas a la bruja! Jaja yo también lo hago!!
    Ahora lo como todo, ahora casi no lo toco... Jajaja
    Lamiditos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me encanta volverlos locos. Muahahahaha.

      Más lamiditos.

      Eliminar
  2. Si cuando yo lo digo, eres un gato malo maloso de verdad.
    Rascaditas

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No todo lo que me gustaría.

      Prrrrrrrrrrr.

      Eliminar
  3. Mira que te gusta ser el ombligo del mundo!!!
    Poco actualizó la bruja la semana pasada, qué cosa más rara, ¿no?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No es que me guste. Es que lo soy y tengo que vivir con ello...

      ¿Poco? Las entradas de siempre. ¿O todavía quieres más? ¿No te cansas de ella?

      Prrrrrrrrrr.

      Eliminar
  4. Chico, yo con la comida no me lo pienso tanto. Todo lo que me dan es bien, todo lo que robo es bien, todo lo que cae al suelo es bien. Y cuanto más mejor. Yo lo que sufro es porque mi ama dice que soy un gordo y un zampón y me raciona la comida, yo me metería en un saco y reventaría tan feliz.
    En fin, busca otro plan y así puedes comer tranquilo. Y si no quieres y te sobran croquetas, me las mandas, yo me las como sin problema.
    Un cabezazo, prrrrrrrrrr
    RON.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así era Luhay. Podía vacilar con cualquier otra cosa pero la comida era sagrada.

      Prrrrrrrrrrr.

      Eliminar
  5. Respuestas
    1. Tengo que pulir mis dotes de genio, no obstante.

      Prrrrrrrrr.

      Eliminar
  6. Jajajaja, pobre Forlán, ya se te están acabando las triquiñuelas, a ver lo que es capaz ahora de maquinar esta mente maquiavélica que como dices, tienes :)
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tengo que pensar. Ser perverso no es tan fácil.

      Prrrrrrrrr.

      Eliminar
  7. Vaya sin vivir Forlán!!! Pobrecillos... lastimica me dan!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Lastimica? ¿No querían gato? Que apechuguen...

      Prrrrrrrrr.

      Eliminar
  8. jajajjajajajaj... anda que el día que llegue un mini álter... vas a ver como sí que eres un gran protagonista.. jajajjaja... tira tira.. disfruta mientras seas hijo único!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Llegará un mini álter? No veo yo a la bruja muy por la labor, la verdad.

      Prrrrrrrrrr.

      Eliminar
  9. Ya te vale, aquí se pone la comida y listo. Pero ya sabes, es que la vida campestre es mucho más relajada :P
    Besazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No intentes vendérmelo como un spa, que sé lo que pretendes.

      Prrrrrrrrrrr.

      Eliminar
  10. Yo, mi querido Forlán, escondería los granitos por ahí, seguramente a la bruja le saque de quicio encontrarse pienso por todos los lados :D

    Es una idea nada más.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me gusta cómo piensas, amigo.

      Prrrrrrrrrrr.

      Eliminar
  11. Está visto que o duermes o piensas, y no es por malmeter, pero sexo masculino.... ahí lo dejo....

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso funcionará con el sexo masculino humano. Los felinos sí somos multiproceso.

      Prrrrrrrrrrrr.

      Eliminar
  12. Te cuidan mejor que a un bebé y luego vienes con remilgos y relamidos... ing(r)atos felinos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De remilgos, nada. Yo lo valgo.

      Prrrrrrrrrr.

      Eliminar
  13. Con todas las tramas que urdes no se cómo no tienes hambre todos los días y a todas horas Forlán! cómete todas las bolitas hombre, no les des disgustos a la bruja y al consorte...
    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pero es que si me porto bien no les daría emoción a sus vidas. Si lo hago por ellos, mujer.

      Prrrrrrrrrr.

      Eliminar
  14. con 18 horas te quedas corto, Forlán, tus primos los leones duermen 20 :P

    (ya me aparece el cartelito de moderación, bien!)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pero ellos no tienen humanos a los que fastidiar. Eso insume tiempo, no te creas.

      Prrrrrrrrrrr.

      Eliminar
  15. Es que la falta de sueño es lo que tiene, anula las buenas ideas. Tú cambia una comida por un buen siesteo. Les desconcertarás y, de paso, volverá el maquiavelismo ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pero es que si me ponen una latita rica y me echo a dormir ahí me llevan de cabeza al veterinario y eso no es plan.

      Prrrrrrrrrr.

      Eliminar
  16. Esto... Forlán. Amo a ver. Resulta que como sigas con esta táctica te la juegas a base de bien. Yo como profesional veo apetito errático, comportamiento caprichoso... ¿Y sabes que hacen los veterinarios con pacientes como tú? Un montón de pruebas. Y eso significa agujas, my friend. ¿Lo vamos pillando?
    Venga, a portarse bien. Sin acritud, eh?
    Miau!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya llevo varios días comiendo bien. ¿Eso no cuenta? ¿Me van a hacer pruebas? ¿En serio?

      Prrrrrrrrrr.

      Eliminar
  17. ¡Oh, cuánto te extrañaba mi dulce Forlán!, no caigas en tentación, y sigue con tu noble corazoncito de melón, estoy segura que la brujita y el consorte, te quieren mucho, sólo se preocupan por tí y por tu salud.
    Así que no te preocupes, saluda a tu ama y tú, recibe saludos de "Kimba" mi Princesa Gatuna.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Corazoncito de melón? ¿Cuándo he tenido yo corazoncito de melón?

      También te echábamos de menos, no obstante.

      Prrrrrrr.

      Eliminar
  18. Respuestas
    1. Acepto sugerencias, de todas formas.

      Prrrrrrrrrrr.

      Eliminar
  19. Ya hablaré yo con la bruja para recordarle que estamos en primavera y con este tiempo inestable, calor, frío...os volvéis un poco locos también, tanta tontería...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tengo que reconocer que el que se maniatiza más es el consorte. La bruja es más pasotilla en eso.

      Prrrrrrrrrrrr.

      Eliminar
  20. y yo que creo que lo disfrutas como un enano y esta entrada es una pose de duro.... venga, confiesa
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nada de pose. Yo soy duro, muy duro.

      Prrrrrrrrrrr.

      Eliminar
  21. Qué buena técnica! Eso debe fastidiar un montón. Enhorabuena!! Total por 4 croquetitas...
    Gruñiditos de Lluna

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me encanta volverlos locos del todo.

      Prrrrrrrrrr.

      Eliminar
  22. Eso de que te hagan zamparte lo que queda justo antes de echarte otra ración de pienso... menos mal que no es medicación. xD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Está como las abuelillas. Tiene que ser la edad.

      Prrrrrrrrrrrr.

      Eliminar
  23. Pues más payaso eres tú que corres detrás de las croquetitas y quemas las pocas calorías que te comes con la gracia de las carreras jejejeje.
    A mí Remo me traía las croquetitas cuando me veía triste, eso si, si se las mezclaba con potito para que se las comiera no compartía ni las migas.. muajajajajaja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Yo payaso? ¿Yo? Ya quisierais vosotros correr con la misma gracia que nosotros los felinos. Toma bufido.

      Pffffffffffff.

      Eliminar