Escríbeme!!!

¿Sugerencias? ¿Comentarios? ¿Quieres venderme algo o cyber-acosarme? Escríbeme a plagiando.a.mi.alter.ego@gmail.com

jueves, 14 de abril de 2016

¿Agobio o aburrimiento?

Hay días en mi trabajo en los que voy con la lengua afuera y no me dan las horas para llegar a completar todo lo que tengo pendiente. Esos días no me gustan nada, como supongo que puede ser comprensible.

Pero también hay días que sucede justamente lo contrario; son días en los que entra muy poquito trabajo y me veo ahí, sentada en mi mesa viendo las horas pasar, sin saber muy bien en qué ocupar el tiempo, rogando para que entre al menos un mail consultando algo que no llevemos en el departamento para el que trabajo para, al menos, poder responder con un “sigue participando”.

Y en esos momentos casi echo de menos el agobio de otros días. Digo “casi” porque lo suyo sería tener un volumen de trabajo normal, que no me haga sentir que estás corriendo contrarreloj pero que tampoco sienta que estoy muriendo de manera lenta (y aburrida) pero, si sólo tengo esas dos opciones donde elegir, por loca que parezca voy a decir que prefiero el agobio. Vale que estoy todo el día al borde del infarto pero, al menos, para cuando me quiero dar cuenta ya he consumido casi la totalidad de la jornada, lo cual supone todavía más agobio porque empiezo a decir “Mira la hora que es y yo sigo aquí con esto a medio hacer. No me da tiempo, no me da tiempo”… Soy lo más parecido al conejo blanco de Alicia en el País de las Maravillas en esos momentos. Pero, a pesar de eso, tengo la sensación de que llego antes a mi casa (acelerada como una moto y todavía dándole vueltas a los mil temas que llevo en la cabeza pero, lo que es llegar, llego).

Pero cuando me aburro las horas pasan leeeeentas y miro el reloj cada cinco minutos y me sorprendo de que sólo hayan pasado esos cinco minutos porque tengo la sensación de que han sido cinco horas. Y el aburrimiento me engorda. Bueno, no es que engorde por el hecho de estar aburrida pero el ocio me impulsa a entretenerme zampando porquerías; que si ahora voy a por unas patatas fritas, que si luego unos frutos secos, más tarde tengo sed por culpa de los frutos secos y voy en busca de un refresco… lo que termina siendo una ruina para el bolsillo y para las posaderas, que cualquier día se me van a salir de España.

Total, que un despropósito. Como digo, prefiero ir por la vida como las locas antes que tener esa sensación de que estaría mejor en mi casa planchando, que ya hay que estar desesperada para preferir planchar pero es que me pone histérica saber que estoy perdiendo el tiempo cuando podría aprovecharlo en algo productivo para luego, con la satisfacción del deber cumplido, tumbarme a la bartola a perder el tiempo con conocimiento de causa y a zampar grasas saturadas como si no hubiera un mañana.

Y si se salen de España, que se salgan.

58 comentarios:

  1. Pues llámame rara también, pero cuando trabajaba, prefería esos días caóticos de no poder con la vida, que estar mirando las horas pasar. Agobio total!
    Muaks

    ResponderEliminar
  2. Madre mía, pues si que tienes que estar desesperada para preferir planchar ¡lo odio! Yo soy un poco como tu, prefiero estar muy ocupada a estar muy libre, porque si no es así me paso el día tirada en el sofá viendo la tele, ya que en el trabajo no me puede ocurrir eso con 31 niños y niñas que tengo, no me da ni para ir al servicio. Bueno, la cosa es que si hay actividad es que hay trabajo.

    La Estupenda

    Kiss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, en mi casa sí puedo hacer el vago si no tengo otra cosa que hacer. Pero en el trabajo es otro cantar. Jajajaja. Besotes!!!

      Eliminar
  3. Es verdad, el aburrimiento es peor, se te hacen las horas eternas y te entran ganas de morir. Con el agobio no tanto porque no te da tiempo a tener ganas de nada.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, con el agobio a veces también te entran ganas de morir. Jajajaja. Besotes!!!

      Eliminar
  4. Totalmente identificada contigo. Yo tengo muchos más días de mucho trabajo que de poco. Pero justo hoy ha sido uno de esos días de poco y ha sido horrible. Se me hace eterno, no se con qué entretenerme. Me da reparo ponerme a navegar por internet. Con ganas de estar en casa donde tengo mil cosas que hacer y tres hijos, y no perdiendo el tiempo en la oficina.
    El ideal es tener siempre lo justo de trabajo, pero si hay que elegir prefiero el exceso.
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que eso. A mí la sensación de estar perdiendo el tiempo me mata. Un besote!!!!

      Eliminar
  5. en mis primeros trabajos, había días en los que no tenía nada que hacer. y mis compañeros más entrados en edad y experimentados no me daban trabajo porque tardaban menos en hacerlo ellos que en explicarme cómo se hacía. me aburría como una ostra y tampoco iba a ponerme a navegar por internet o a leer un libro... no era una sensación agradable, así que te entiendo.
    besos!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es lo peor. Y si es un día aislado que ha habido poco trabajo, pues bueno, se sobrelleva, pero cuando es así un día tras otro, es como una tortura. Besotes!!!!

      Eliminar
  6. El trabajo entre la espada y la pared, es el que mas me atrae y como tu dices el tiempo vuela y uno llega a la casa pensando en él y hasta sueña con él y alguna vez los sueños dan la clave para resolver el problema.
    El otro tipo de trabajo que no tiene apuro ni agobio me aburre y me desespera.

    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí no me importa que no haya apuro pero sí una cantidad de trabajo suficiente para pasar el día, aunque se pueda hacer con tranquilidad.

      Un besote!!!

      Eliminar
  7. Hola! Me pasa igual que a ti. Tengo momentos de muchísimo agobio, como estos días que estamos con los impuestos del trimestre, y otros que si no entra trabajo me muero del aburrimiento. Aunque llego a casa agotada y estresada, prefiero el ritmo de no parar que estar sin hacer nada, al igual que tú, al menos sé que he aprovechado el día.
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Aparte a mí no hacer nada me cansa todavía más.

      Besotes!!!

      Eliminar
  8. Totalmente. A mí me pasa lo mismo en el zulo, si no me da tiempo ni a hacer pis malo, si miro el reloj cada 5 minutos peor... no podría haber equilibrio?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es lo que debería ser en un mundo ideal pero se ve que no se puede. Jajajaja. Besotes!!!!

      Eliminar
  9. Visto como lo pones tú, el agobio parece un pelo mejor. El problema del agobio es que causa estrés, y del estrés a las ganas de mandarlos a todos a la mierda, un paso. El aburrimiento en cambio te tiene inactivo, engordando, pero en paz con el mundo.

    No sé, ambas cosas tienen sus pros y sus contras. Yo generalmente me aburro fácil, por lo que un poquito de agobio le brinda la adrenalina necesaria a mi vida de gato castrado y sedentario jaja

    Saludillos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues a mí el aburrimiento también me estresa. Necesito un término medio. Jajajaja. Besotes!!!

      Eliminar
  10. Jajaja, tienes razón. Yo esos días estresantes en los que creo que voy a morir joven e infartada al final son los que más aprovecho y además no me aburro, en cambio otros no pasan y el tedio me vuelve vaga,jajaja, lo que es un círculo vicioso malísimo.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esa es otra. Como lleves horas sin hacer nada, si luego de repente entra algo te da una pereza horrible. Jajajaja. Besotes!!!

      Eliminar
  11. Ya se, es mil veces mejor estar ocupado porque como dices se pasa pronto el tiempo, que sino se hace eterno el día y uno llega a su casa todo desanimado y sin ganas de nada.

    Saludos!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No hacer nada cansa muchísimo. Un besote!!!

      Eliminar
  12. La cosa es que se te salgan de España. ¡Qué exageración de mujer! Si estás en el chasis.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Uy, qué va... Mis caderas de latina no me las quita nadie. Jajajaja. Besotes!!!

      Eliminar
  13. Si en el curro mejor faena para que pase rápido, al menos si trabajas para otro jejeje yo preferiría una lotería y no tener que trabajar jajaja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso sí que sería una situación ideal. A ver si hay suerte y nos toca. Besotes!!!

      Eliminar
  14. A mi me pasa igual. Vamos por rachas, así que últimamente llevo algún libro para los ratos muertos del trabajo. Yo también prefiero los días de agobio.

    Besotes!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo, por preferir, prefiero un término medio pero si hay que elegir me quedo con el agobio. Un besote!!!!

      Eliminar
  15. Hola. muy bueno con lo ''se salen de España''.. Con respecto a que hay días que en el trabajo no pasa el tiempo porque casi no tenemos actividades también me pasa y puede ser desesperante. Lo peor es que tampoco hay término medio porque hay días que no tengo tiempo ni para ir al baño.. todo son prisas y agobio. He comprobado que no hay término medio pero no hay duda que es mejor que el tiempo pase rápido. Seguimos en contacto

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En mi trabajo son muy pocos los días en que hay un término medio pero los disfruto muchísimo. Esos son mis días ideales. Besotes!!!

      Eliminar
  16. Yo creo que un poco nos pasa a todos. Pero oye, a juzgar por las fotos que nos regalas en tu blog, creo que aún te queda mucho para que las posaderas sobresalgan del país.

    En mi casa no digo que prefiera estar en casa planchando, digo que preferiría estar haciendo lo mismo, pero en mi casa xD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En alguna foto he salido de espaldas. Se ve que te la perdiste. Jajajaja.
      Pues yo entre no hacer nada y quitarme de encima alguna tarea del hogar pendiente, me quito de encima la tarea. Bien dice que, al mal paso, darle prisa. Jajajaja.

      Besotes!!!

      Eliminar
  17. Te entiendo, soy una estresada de la vida, y me cuesta mucho relajarme, por lo q prefiero no parar que etsar paradita, me supera. Admiro la gente que va a otro ritmo mucho más lento que el mío, que siempre estoy como si tuviera un petardo en el culo.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. A mí lo que me gusta es poder hacer las cosas con tranquilidad, pero tener cosas suficientes para hacer. Ese es mi estado ideal. Jajajaja. Besotes!!!

      Eliminar
  18. Por los veranos de mi juevntud trabajaba en una oficina de auxiliar administrativo mientras me sacaba la carrera.

    Bueno pues acaba muy rápido con mi trabajo, y siempre encontraba algo nuevo que hacer. Me ofrecía a ayudar a otros departamentos, porque me mata estar en el trabajo sin hacer nada.

    También trabajé en perfumería y cuando no había gente, aprovechaba para ir conociendo gracias a alguna compañera alguna marca que para mí era desconocida.

    Sólo son ideas, o dile a tu jefe que esos ratos muertos debería dejarte gestionar el Facebook.

    Y con la comida mejor lleva fruta y olvídate de comer cosas que son lo te aportan calorías pero ningún nutriente sano.

    Un besazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo siempre he sido de buscarme cosas alternativas para hacer en los ratos muertos, así que créeme si te digo que, en los momentos en que me aburro, es porque realmente no tengo nada que pueda hacer.

      Lo de la fruta sí que me lo tendré que pensar. Jajajaja. Besotes!!!

      Eliminar
  19. Yo también me aburría en el trabajo. Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por suerte no es cosa de todos los días pero hay momentos en los que ufffff.

      Besotes!!!

      Eliminar
  20. bueno, te cuento que a mi por ciertos meses me sucede algo similar. hay lapsos de el dia en el que se acaban los pendientes o no hay que convicar juntas o el trabajo va fluyendo y entonces tu parte se acaba o esperas turno... je
    ...

    pero lo que yo hago es un poco compaginar. m,i area de presta porque tengo un restirador grande y trabajo en una agencia de publicidad asi que encuaderno libretas, o hago cajas ...
    o elaboro un plan para hacer algún proyecto en lo que me llega el legajo de cosas para revisar

    :P

    en una de esas hasta escribo mas seguido en el blog porque créeme a veces si casi diario escribia y ahora ni eso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo soy muy de buscar tareas alternativas o ir adelantando otras cosas pero hay veces que ni eso puedo. Jajajaja. Besotes!!!

      Eliminar
  21. A mí me pasa lo mismo. Y eso de no tener nada que hacer mataaaa. También prefiero algo de adrenalina, lo ideal sería en la mitad.
    Besotes!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso sería lo ideal, pero en mi trabajo no suele suceder. O te agobias o te aburres. Jajajaja. Besotes!!!

      Eliminar
  22. Sí, muchísimo mejor acabar con la sensación de haber producido y con la alegría de poder disfrutar después de todo el tiempo libre, a placer...el no hacer nada te aplatana totalmente!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que luego de llevar mucho rato así, como de repente tengas algo que hacer te da pereza. Qué cosas...

      Besotes!!!

      Eliminar
  23. Ni una cosa ni la otra, lo ideal sería encontrar el término medio, pero cuesta. Puestos a preferir, mejor estar atareada que aburrirse.
    Pero lo mejor, dedicar el tiempo a lo que uno quiera, entonces no hay aburrimiento y pasa volando.
    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El día que me toque la lotería verás como si me aburro es porque quiero. Jajajaja. Besotes!!!!

      Eliminar
  24. A mi también me pasa, voy de extremo a extremos copmo las locas. Y sí, incluso planchar. Creo que nos lo deberíamos de hacer mirar. En Cancún por ejemplo
    Y si allí también quiero planchar, que me encierren
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja. Si me voy de vacaciones fuera de casa (aunque sea a Albacete) no me da por planchar. Me da igual ir arrugada por la vida. Besotes!!!

      Eliminar
  25. Primero, antes que nada gracias por tu mensaje. Tenía bastante miedo de escribir ese post, y tu comentario ha resultado ser un muy buen bálsamo.

    Sobre tu trabajo y el estrés, yo querría un punto intermedio. Sé lo que es trabajar de administrativa y que tengas que correr en todo, y también encima en ocasiones con los jefes gritando. El esfuerzo que tenía que hacer es otra historia e inhumano de 13 h al día. Ahí sí daba igual Cómo rindes es, las horas se consumían con el mismo día.

    Pero bueno, por eso me largué. Era enfermizo.

    Gracias de nuevo. Ahora estoy terminando de desayunar para trabajar en poco... :).

    Besos Álter,

    Noa

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegro de que te haya servido, guapa.

      Por suerte en mi trabajo hacemos las ocho horas y ya, haya mucho o haya poco pero sí, lo ideal es una cosa intermedia, que ni vayas con la lengua fuera ni tengas la sensación de que el tiempo no pasa nunca...

      Besotes y que tengas buen día!!!

      Eliminar
  26. Hola!!!
    Como va? Yo recién regresada de mi luna de miel (lo he pasado fantástico! Ya les ire contando) y de a poquito poniéndome al día con los blogs.. algunos post los he leído nomás, sin dejar comentarios.. es que dos semanas de atraso sino no termino más jaja..
    A mi me pasa lo mismo. Hay veces en que no me dan las manos para hacer todo lo que tengo que hacer, estoy a las corridas.. y otros días en que sencillamente no hay mucho para hacer y también el aburrimiento porque el tiempo pasa lento.. de hecho, ese fue en un primer motivo la causa de creación del blog.. había comenzado a leer algunos para matar el tiempo libre, y una cosa llevó a la otra. Ahora claro que el ciberespacio me es tan grato que trato de dedicarle algún ratito, aún en esos días de mayor actividad. A veces se puede y a veces no, pero sigo disponiendo de ratitos para eso.. hace que sea mas amena la jornada..
    Beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bienvenida!!! Estoy deseando leer tus crónicas. Es completamente comprensible que no hayas leído ni comentado blogs. Jajajaja.

      Y sí, la verdad es que el blog es una salvación muy grande en momentos como esos. Jajajaja. Besotes!!!

      Eliminar
  27. En un trabajo la poca actividad cansa mucho más que tener una carga grande, los extremos no son buenos pero por lo menos pasa mas prontito el tiempo no?

    un besito

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues sí. Esos días vuelvo a casa más cansada que ningún otro. Un besote!!!

      Eliminar
  28. Te entiendo totalmente porque yo los lunes gasto una franja de ese aburrimiento que podía estar haciendo cosas en casa o disfrutando de mis hijos...y en cambio tengo que estar. Ahora lo que hago es que me llevo lectura o un miniteclado para iphone y escribo, así estoy más entretenida y al menos hago algo mientras espero a la tarde.

    Besos guapetona. ( las posaderas siempre me parecieron más lindas que los huesos, y si no mira la Beyonce..jajaja)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que esos momentos muertos son lo peor...

      Y la Beyoncé las tiene duras como piedras, que no es mi caso. Jajajaja. Besotes!!!

      Eliminar
  29. lo probé en la universidad, al llevar 3 cursos no rendía nada (casi me echan, la verdad) y al llevar 7 (el tope) saqué un bouquet de sobresalientes... nos va la marcha! XD

    ResponderEliminar
  30. Encima es que uno entra en un bucle donde cuando menos hace, menos quiere hacer. Jajajaja. Besotes!!!

    ResponderEliminar