Escríbeme!!!

¿Sugerencias? ¿Comentarios? ¿Quieres venderme algo o cyber-acosarme? Escríbeme a plagiando.a.mi.alter.ego@gmail.com

lunes, 7 de diciembre de 2015

Crónicas Felinas CLVIII: El gato tira al monte

Marrameowww!!!

¿Habéis oído la expresión “la cabra tira al monte? Pues nosotros, los gatos, también. No sé si al monte exactamente, porque a mí la idea de tener que andar buscándome el alimento y durmiendo al raso como que no me va, con lo a gusto que se está en casita, pero sí es cierto que hay cosas que están en nuestra naturaleza, como aquel escorpión de la fábula que no pudo evitar picar a la rana que le servía de bote salvavidas para cruzar el río (o algo así, soy un gato y no es que esté tan puesto fábulas populares).

Todo este preámbulo es para contaros la metamorfosis que ha sufrido el castillito que nos regalaron la bruja y el consorte. Por si no lo recordáis (o si fuisteis tan ingratos como para no leer la entrada donde os lo presentaba, su estado original era este:



Los ratoncitos que colgaban para que pudiésemos jugar a cazarlos desaparecieron creo recordar que al tercer día pero, por lo demás, habíamos conseguido mantener la integridad del edificio. Pues bien, el otro día estaba la bruja escribiendo sus chorradas habituales sentada en la mesa del salón. Por el rabillo del ojo veía cómo nosotros nos peleábamos en la cestita más alta, ya que siempre ha sido el sitio más cotizado. De repente, oyó un ruido que la obligó a prestar atención y vio cómo el palitroque que sujetaba la cestita se iba irremediablemente al suelo y cómo nosotros saltábamos en todas direcciones intentando salvar nuestras vidas.

Como, en el fondo, tiene sentimientos, lo primero que hizo fue comprobar que nosotros no habíamos sufrido lesiones y, tras comprobar que gracias a nuestra legendaria agilidad habíamos salido completamente ilesos, fue a avisar al churri del derrumbamiento y comenzaron a hacer recuento de daños.

El palitroque no ha podido ser arreglado, por lo que hubo que quitar la casita, que ahora está en el suelo, junto al radiador (y se está ahí de lo más a gusto, he de decir), la plataforma con forma de pescadito fue intercambiada con la cestita delantera y la cestita superior ocupa el lugar de la casita. Vamos, que hemos perdido una altura y nuestro castillito es cada vez menos castillito y cada vez más chalet adosado.

La bruja, indignada, no hacía más que decirnos que éramos unos salvajes y que no se nos puede comprar cosas bonitas porque no nos duran ni un suspiro y que esto y que lo otro. En fin, una retahíla de reproches recordándonos el ímprobo esfuerzo que realizan tanto ella como el consorte, matándose a trabajar para darnos lo mejor de lo mejor y echándonos en cara que somos unos desagradecidos que no sabemos valorar nada porque nos lo dan todo hecho y que ya veríamos si seríamos igual si tuviésemos que rebuscar desperdicios en los cubos de basura capitalinos.

Y yo me acordaba del escorpión, explicándole a la rana que no había podido evitarlo; que es algo que estaba en su naturaleza.

Pues eso.

Prrrrrr.

50 comentarios:

  1. Mi gatito ya se ha mudado varias veces de chalet. Un beso.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nosotros, de momento, no nos hemos mudado. Sólo hemos perdido estructura.

      Prrrrrrrrr.

      Eliminar
  2. Jajajaja, qué lindo y engreído eres mi querido Forlán. Estoy segura que en el fondo tu amita te adora, por eso eres su inspiración para narrar tremendas crónicas felinas.
    Mimitos de algodón.
    Dale mis cariños a tu ama.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No sé yo si me adora tanto. Si así fuera me alimentaría a base de entrecot.

      Prrrrrrrr.

      Eliminar
  3. PERO YO QUERÍA QUE QUEDARA ILUSTRADO EL... "después" jajaja
    Pues estos... más o menos parecido... Los muñecos colagantes no duraron ni un día. Al ser oscuro, el tener que retirar pelos era un dolor... Y ya no quedaban ni huecos donde rascarse.
    Así que... después de 3 años, tuve que comprar otro (mismo modelo, que es estable... pero en color clarito, que parece que no tiene pelos, oye...)
    Eso sí... el gato tira al monte... y a Charlie le importa una mierda que haya un rascador, porque arañar el sofá o el colchón, es como que "sabe mejor" .

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El "después" no quedó ilustrado porque la bruja es una vaga, básicamente, y se negó a ponerse a sacar fotos.

      Nosotros el castillito lo usamos para escalar. Para rascar sigue siendo mejor el sofá.

      Prrrrrrr.

      Eliminar
  4. Quizás (y sólo quizás) no haya sido culpa vuestra y el palitroque estuviera defectuoso...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso decimos nosotros pero la bruja sostiene que el palitroque no estaba pensando para un total de nueve kilos de animales dándose zarpazos en la parte superior. Qué sabrá ella.

      Prrrrrrrr.

      Eliminar
  5. Entre "gasto" y "gato" no hay más que una "s" de diferencia, así que ya se lo podían figurar. Además no os tienen que dar estudios, o sea que mejor no quejarse.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso digo yo. Bastante baratos les salimos. Y encima no nos tiene que vestir.

      Prrrrrr.

      Eliminar
  6. Bueno, a ver, está en vuestra naturaleza, pero...un poquito de por favor, que es mu gonito el detalle de regalaros semejante castillo y os lo habéis cargado

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pero es sinónimo de que lo hemos disfrutado...

      Prrrrrrrrrr.

      Eliminar
  7. YO quería un castillito así, pero mi ama no se digna a gastarse los dineros en mí. Me dice que para eso tengo una estupenda escalera de caracol desde la que puedo otear toda la casa y que total, la casita, la cama y todo lo que tengoal final es ignorado porque donde me gusta estar es en sus piernas o en las de cualquiera que tenga a bien acogerme en su regazo. En fin, me tengo que conformar con poco, así que no te quejes que al menos tienes un chalet.
    un cabezazo, prrrrr
    RON.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya, la bruja siempre nos dice que hay muchos gatitos que no tienen estos lujos y bla bla bla. Pero yo digo que todos nos merecemos estas cosas. Que bastante hacemos con aguantarlos, digo yo.

      Prrrrrr.

      Eliminar
  8. Hola! Con razón os echó la bronca. Os compramos cosas, ya sea a vosotros los gatos, o a los perros, os lo damos con la mayor ilusión y a los cuatro segundos ya os lo habéis cargado. Pero ponéis carita de pena, mientras por dentro os estáis riendo de lo que habéis hecho, nos conquistáis y lo perdonamos todo, jejeje.
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que es romper es divertido...

      Prrrrrrr.

      Eliminar
  9. Ay qué ver cómo os lo pasáis y los sustos que dais a la bruja!
    Yo tengo un castillo de esos en el trastero, que mi gordi no le hizo ni caso! Ella es más de sofá y manta.
    Caricias

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nosotros éramos muy de sofá hasta que tuvimos castillito. Ahora nos pasamos las horas muertas ahí tumbados.

      Prrrrrrrrrr.

      Eliminar
    2. Perdón! Hay que ver!! Buf, casi se me caen los ojos...

      Eliminar
    3. Te lo perdono. Errar es humano. Los gatos, sin embargo, no erramos nunca.

      Prrrrrrrrr.

      Eliminar
  10. Yo con los míos tenía el mismo problema, pero desde que les puse un rascador tipo "barril", no han podido con él. Tened cuidado mininos, es el siguiente paso lógico de la bruja.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. "lógica" y "bruja" son dos conceptos excluyentes.

      Prrrrrrrrrrrr.

      Eliminar
  11. Te sugirio estimado michifuz que sigas a la primera cabra que se dirige al monte y si la comida escasea actua como el escorpion.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Básicamente es lo que hago en mi día a día.

      Prrrrrrr.

      Eliminar
  12. Jajaja, si la culpa la tenemos nosotros por regalaros cosas chulas, con los gatos pasa como con los niños, os damos una caja de cartón y sois totalmente felices, las cajas de cartón en mi casa siempre tienen más éxito que los propios juguetes, tanto en felinos como humanos, y nosotros venga a complicarnos la vida.
    Ayyyy seguro que el chalet adosado mola!!!
    Besitosssssssssss.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Molaba más el castillo... pero bueno.

      Y sí, las cajas de cartón son una pasada. Podría vivir rodeado de ellas.

      Prrrrrr.

      Eliminar
  13. ahora solo te imagino a ti disfrazado de escorpión y a la bruja de ranita *0*

    ResponderEliminar
  14. Te entiendo perfectamente. A mi me pasa lo mismo cada vez que me traen una camita nueva. Tengo que rascarla bien con las patas, morderla, zarandearla, y al final cuándo ya estoy a gusto en ella, la cama está destrozada y mi dueña echándome la bronca de que no me comprará otra nunca mas... pero siempre lo hace, jejeje.
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que si no tiene nuestra huella no es tan confortable, ¿a que no?

      Prrrrrrr.

      Eliminar
  15. Totalmente de acuerdo con la bruja y el consorte. Con un castillo tan bonito! Cómo se os ocurre. Espero que no os compren otro :P
    Besos, gato malo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De momento creo que no nos van a comprar otro. Nos quedaremos con éste, aunque esté canijo.

      Prrrrrrr.

      Eliminar
  16. Respuestas
    1. Nada es "demasiado" en el reino felino.

      Prrrrrrrrr.

      Eliminar
  17. Si es que no entienden nada, que le vamos a hacer, asi son los humanos... Como si a vosotros no os hubiera costado lo vuestro tirar abajo el castillito de marras, como si pudiérais evitar el esfuerzo, como si en realidad os importara... ;)
    Saludos!.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ahí le has dado. Tú sí que estás en sintonía.

      Prrrrrrr.

      Eliminar
  18. no puedenn tener o ver algo bonito porque lo destruyenn!!!! es casi tanto como la felicidad y el amor¡???

    jajajajaja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los gatos no somos tan filosóficos. Felicidad es dormir en el cojín más mullido de la casa.

      Prrrrrr.

      Eliminar
  19. Me gustó tu escrito.

    Tan geniales que son los gatitos. En un par de semanas estaré escribiendo sobre su diosa, incluso...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los gatitos somos geniales, sin duda alguna. Por eso preferimos que nos veneren.

      Prrrrrrr.

      Eliminar
  20. Hombre, Forlán, un poco brutitos sí que sois. A mí también me hubiera gustado ver el después para comprobar si vuestra capacidad destructora es tanta como dices.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La bruja es una vaga para eso de sacar fotos. Además, así ejercitáis la imaginación.

      Prrrrrrr.

      Eliminar
  21. Hola. coincido con la Bruja: ''sois unos salvajes''. Con lo bonito y divertido que era ese super castillo que os regalaron!! Sois como niños pequeños... ja, ja... seguimos en contacto

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Somos geniales y punto. ¿Te crees que nos han castigado por esto? Nooooo.

      Prrrrrr.

      Eliminar
  22. Pues que salvajes, venir a romper el castillito.. inconcebible!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso es que le damos uso y lo estábamos disfrutando.

      Prrrrrrr.

      Eliminar
  23. No te preocupes por nada -no creo que lo estés- cuando el castillo se convierta en vil vivienda de interés social, les compraran otro mejor. Así que disfruta.

    Saludos gato.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De eso no me cabe duda. Los tenemos en la palma de la zarpa.

      Prrrrrrrrrr.

      Eliminar
  24. Con lo bonito que es ese castillito!! Seguro que la bruja y el consorte no vuelven a Kiwoko a comprar otro...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estos irán donde yo les diga. Menudo soy.

      Prrrrrrrrrrr.

      Eliminar